Google está evolucionando. Lo hemos comentado ya en varias ocasiones, y se palpa en la atención desmesurada que provoca en todos cada nueva actualización del buscador. ¿Afectará a mi web el nuevo update de Penguin? ¿Cómo evitar ser penalizados?

 

Las conclusiones a las que estamos llegando todos los que nos dedicam

os a esto son las mismas. Google demanda, y demandará cada vez más:

 

optimizar la web para posicionarse

Google evoluciona… ¡y ahora controla mucho mejor las webs!
(fuente www.googlytics.net)

1)   Una buena web que esté planteada y optimizada a su gusto.

2)   Un linkbuilding sensato y de calidad.

3)   Contenidos nuevos y originales de manera regular.

4)   Mayor integración con las redes sociales.

 

Curiosamente, mucha gente está dispuesta a emprender los últimos tres puntos, pero ofrecen resistencia en el primero, o no le prestan la suficiente atención. Pero los años de posicionar cualquier web a base de enlaces se terminaron. Desde ya, la web ha de ser tu primera baza de cara al posicionamiento.

 

Por qué es tan importante la web

 

Desde el principio, la misión de Google y los demás buscadores ha sido ofrecerle al usuario las mejores respuestas disponibles en internet, relacionadas con la búsqueda que hizo. Y al principio, el algoritmo estaba verde y podías colarte por aquí y por allá. Como Google no podía reconocer con la precisión deseada la calidad de una página, recurría exclusivamente a los enlaces que esa web recibía, de ahí que la creación de enlaces significara la mayor parte del trabajo de posicionamiento.

Pero las nuevas actualizaciones han dotado a Google de herramientas suficientes para valorar la calidad intrínseca de la web. De manera que aunque los enlaces (los “votos”) siguen siendo uno de los pilares del posicionamiento web, ahora la web misma cuenta mucho más. Hasta el punto de que

 

Si tu web no cumple unos determinados requisitos, no logrará posicionar

 

o lo hará con mayores dificultades, y nunca hasta la auténtica posición que podría conseguir.

 

Por lo tanto, ¿qué es lo que debes hacer?

 

optimizar la página web para posicionarse

Haz un buen diagnóstico, y ponte manos a la obra para optimizar la web

Recomendaciones para optimizar tu web

 

Hay algunos requerimientos tanto técnicos como de contenido que deberán aparecer en tu web si quieres posicionar para una determinada keyword. Algunos son sencillos de implementar, otros no tanto, pero tanto si lo haces tú como si se lo encargas a tu webmaster o a la empresa de posicionamiento, de lo que debes asegurarte es de que se implementen en la web.

 

1)   Las etiquetas: tanto en el Title como en las cabeceras H1, H2 y sucesivas, deben incluir la keyword.

 

2)   La metadescripción: es un campo que muchas veces se pasa por alto, así que Google lo rellena con el primer texto que encuentra en la página… que normalmente es el menos adecuado. Anticípate a esto creando una metadescripción de no más de 156 caracteres, donde aparezcan tus keywords y se atraiga al lector a visitar la web.

 

3)   Las imágenes: tanto si tratas de vender un producto o un servicio, como si sólo quieres usarlas para aligerar el texto y agradar al usuario, incluirlas es siempre bueno, y optimizarlas aún más. Piensa que Google no tiene ojos para ver las imágenes, así que deduce su contenido a partir del nombre del archivo, y del campo Alt, o texto alternativo. Por lo tanto, nunca subas una imagen llamada “4232343_236467.jpg”. Usa más bien algo como “bandoleras_tejanas.jpg”, o “fontanero-madrid-paco.jpg”, ya sabes, incluyendo la keyword. Y escríbela también en el Alt. Este sencillo ajuste en las imágenes te beneficiará.

 

4)   Los textos: Google quiere contenidos textuales. Y de hecho, el usuario también. Debes presentarle con claridad el contenido de cada página, con un texto original total no inferior a 350 palabras, en el que por supuesto aparezcan las keywords. Y esto debería ser así en cada página, algo que han de tener presente las tiendas online con multitud de páginas generadas por código sin texto único y original.

Otra cosa que debes tener en cuenta es que Google valora mejor aquellas webs que incorporan nuevos contenidos de manera regular. Así que plantéate una sección de artículos, o incorporar un blog a la web para que esos contenidos fluyan y crezcan.

 

Ten presente que estos 4 puntos son la optimización básica, los elementos mínimos que una web debe asegurar. Pero hay muchos más que debemos tener en cuenta cuando queremos posicionar en serio. Estamos preparando un pequeño tutorial sobre optimización on-page avanzada que seguro te resultará de utilidad, pero mientras tanto, sirvan estas 4 indicaciones para ir poniendo algo de orden en nuestra querida página web, que tantas alegrías nos dará si la cuidamos.