El blog es casi la palabra sacrosanta de cualquier negocio en internet. Si tienes una empresa con una web, te dirán que debes tener un blog. Seguramente ya lo tengas, aunque ni lo utilices. Blog blog blog. Internet rebosa de blogs. Pero, ¿son útiles realmente? ¿En qué puede beneficiar a tu empresa?

PRIMERO: Es contenido

beneficios de blog

Un argumento pobre y básico, pero ahí está: añadir contenidos textuales en tu web (dando por hecho siempre que son originales) siempre es bueno a nivel de SEO.

Quedarse solo con esto es desaprovechar el blog, pero sigo encontrando webs por ahí con un “blog corporativo” sin demasiada chicha ni propósito, que evidentemente existe simplemente para añadir textos.

Pero bueno, quédate con eso: el simple hecho de incorporar textos originales ya es bueno para ti.

SEGUNDO: Puedes optimizarlo

Esto ya es más interesante. Para hacer algo en internet debes moverte entorno a algunas palabras clave, y el blog es el lugar perfecto para generar contenidos optimizados para dichas palabras clave. Una optimización de lo más básico puede hacer maravillas por ti en cuanto a tráfico, es decir, incluir tu keyword en los puntos calientes:

  • Título
  • Subtítulo
  • Texto
  • Alt de las imágenes

TERCERO: Es el lugar natural para estrategias long-tail

beneficios de blog

Si vendes “artículos para el deportista”, buscarás palabras clave potentes para tus páginas principales. Pero existe ese otro tráfico, mucho menor, pero mucho más interesado en comprar que el público general. Hablamos de aquellos que ya saben lo que buscan, y escriben “comprar sacos de boxeo baratos online”, o “bicicleta estática modelo XBMC-390”. No hay cientos de personas buscando algo así cada mes, pero sí hay personas, y el que escribe eso está más interesado en comprarte, que el que escribe “bicicletas estáticas”, que mirará mucho, y al final se irá al Decathlon. Si es que al final se compra una bici estática.

Bien, no tiene sentido posicionar tu web para esas palabras si el mercado es pequeño. Pero sí puedes utilizar el blog para ello. Al ser palabras tan largas, tienen mucha menos competencia, y con un articulo bien optimizado en una web aceptable puedes conseguir atraer ese tráfico de calidad.

CUARTO: Es versátil

Unido a lo de arriba: el blog es el lugar natural para las estrategias long-tail, porque el blog es una herramienta muy versátil. Puedes utilizarlo para lo que te dé la gana. Puedes escribir perfectamente un artículo sobre “los peligros de comprar sacos de boxeos baratos online”, o “Descubre todo lo que la bicicleta estática modelo XBMC-390 puede ofrecerte”.

Puedes adaptarlo a casi todo, jugar con las categorías para darle coherencia, separar los temas, y hacerlo no sólo más agradable para el lector, si no más útil para ti.

QUINTO: El SEO solo es el principio

beneficios blog

¡Llegaremos hasta el infinito, y más allá! (con el SEO y una estrategia, claro)

Digamos que los beneficios a nivel de posicionamiento SEO son la base sobre la que se construye la rentabilidad de un blog (si nadie te encuentra, nadie te lee).

Pero las palabras pueden usarse para tantas cosas, que quedarse en el SEO resulta absurdo.

Puedes escribir textos orientados al SEO.

Puedes escribir textos orientados a solucionar problemas de tus potenciales clientes, ganándote su confianza.

Puedes grabar a fuego el nombre de tu marca en la mente del usuario.

Puedes llamar la atención con un contenido sorprendente, reteniendo una visita que quizá se habría ido. Y quién sabe a dónde te puede llevar eso.

Puedes vender. Dicen que no se vende en el blog, pero que me aspen si no puedes presentar un producto de forma atractiva en el blog, explicar las maravillas que hará ese producto por tus clientes, e inducirles a visitar la página de compra con el ánimo dispuesto.

En este sentido, como si quieres tomarte cada post como una carta de ventas.

Pero también puedes ser cercano. Puedes ser íntimo. Puedes invitar a la discusión, o montar concursos. Puedes compartir experiencias interesantes, o divertir a tu audiencia con historias curiosas… cada perfil, cada sector, cada negocio es especial, y tiene sus posibilidades. Que te generan:

  • Confianza (si lees a alguien dos veces seguidas por gusto, es un buen comienzo)
  • Fidelidad (si gustas, te serán fieles)
  • Tráfico (venid, visitas, venid!)
  • Promoción (cada compartido, cada recomendación de un artículo, significa ampliar tu red de contactos)

Por tanto, sí, claro: te conviene tener un blog. Y sacarle el máximo partido.

¿Tú ya lo explotas tanto como podrías?