Fundamentos de una campaña de SEO

El proceso de optimización de los motores de búsqueda (SEO) después de dar alta en buscadores, consiste en diseñar, escribir y codificar páginas web para aumentar la probabilidad de que las mismas aparezcan en los primeros lugares de los resultados de los buscadores a la hora de solicitar frases o palabras claves específicas.

Muchos de los llamados expertos en posicionamiento SEO sostienen que han invertido los algoritmos de los motores de búsqueda y utilizan “páginas de entrada” creadas estratégicamente y cierta tecnología de camuflaje para mantener la clasificación lograda a largo plazo. A pesar de todas estas afirmaciones, la realidad es que los fundamentos de una campaña exitosa de SEO no han cambiado tanto.

Para obtener un buen posicionamiento en buscadores y para, asimismo, poder conservarlo a largo plazo, tres componentes deben estar presentes en una página web: texto, enlace y popularidad.

Todos los principales motores de búsqueda (AltaVista, FAST Search, Google, Lycos, MSN Search y otros basados en Inktomi) utilizan estos componentes como parte de sus algoritmos básicos. Los sitios web que tienen dichos ingredientes en sus páginas web, y mantienen unos niveles óptimos de diseño y configuración, en general, funcionan a la perfección con los buscadores.

Componente de texto

Componente de texto campaña de SEO

Dado que los buscadores como Google construyen listas de palabras y frases en las URL, entonces de manera natural se deduce que para que le vaya bien a su sitio, usted debe colocar estos términos en las etiquetas HTML estratégicas de sus páginas web.

La parte más importante del componente de texto de un algoritmo de los archivos robots.txt es la elección de las palabras claves. Para que el público objetivo pueda encontrar su sitio web dentro de los listados de los buscadores, sus páginas deben contener frases con tales términos, las cuales a su vez deben coincidir con las expresiones que los visitantes están utilizando  en las consultas.

Una vez que haya determinado las mejores frases y palabras clave para usar en sus páginas web, tendrá que colocarlas dentro de sus etiquetas HTML. Pero, usted necesita saber que los diferentes motores existentes no hacen énfasis en las mismas herramientas; por ejemplo, Inktomi lee la metaetiquetas, mientras que Google las ignora.

Por lo tanto, con el fin de ayudarse con todos los motores de búsqueda y no solo con algunos, es mejor colocar las palabras claves en todas las etiquetas HTML posibles, sin caer en el relleno (keyword stuffing). Así que, sin importar cuál sea el algoritmo del buscador utilizado, usted sabrá que sus expresiones esenciales están contenidas en los documentos analizados después de darse de alta.

Componente de enlace

Componente de enlace campaña de SEO

La estrategia de colocar un texto rico en palabras claves dentro de sus páginas web es inútil si las arañas de los motores no tienen forma de encontrar esa publicación. La forma en que sus páginas están enlazadas entre sí, y la manera en que su sitio web se vincula con otros, tienen un alto impacto en su posicionamiento al dar de alta web en buscadores.

Aunque las arañas son poderosos programas de recopilación de datos, el código HTML o los scripts presentes en el diseño web pueden impedir que las mismas rastreen eficazmente sus páginas. Ejemplos de esquemas de navegación de un sitio web que pueden ser problemáticos son:

  1. Mala codificación HTML en todos los esquemas de navegación: los navegadores (Netscape y Explorer entre ellos) pueden mostrar páginas web con un código HTML de baja calidad; las arañas de los motores de búsqueda no son tan indulgentes como estos programas, por ende, no podrán aparecer en los resultados.
  2. JavaScript: todos los motores de búsqueda, o al menos los principales, no pueden seguir los enlaces incrustados dentro de JavaScript, incluyendo (pero no limitado) a las matrices y los menús desplegables. Nota: aunque algunos recursos de diseño de renombre afirman que existen scripts amigables para los buscadores, muchos de ellos no han sido probados o fallaron durante las pruebas.
  3. Páginas web dinámicas o basadas en bases de datos: las páginas que se generan a través de scripts, bases de datos y/o aquellas que tienen los siguientes caracteres: ?, &, $, =, +, o % en la URL pueden presentar las llamadas “trampas” de araña.
  4. Flash: en la actualidad, ninguno de los motores de búsqueda puede seguir los enlaces incrustados en los documentos Flash.

Por lo tanto, con objeto de asegurar que las arañas posean los medios necesarios para registrar los datos contenidos en sus páginas web, le recomendamos incluir dos formas de navegación en su espacio digital: una que satisfaga a sus usuarios finales y otra que las plataformas de los motores de búsqueda sean capaces de seguir y así otorgarle el debido posicionamiento web.

Componente de popularidad

Componente de popularidad campaña de SEO

El componente de popularidad de un algoritmo incluye a múltiples elementos, relativos a los enlaces, desplazamientos a partir de clics y la propia página Web, con lo cual conquistar una buena cuota de mercado.

En el marketing online lograr un componente de popularidad óptimo no se limita simplemente a obtener tantos enlaces hacia un sitio web como sea posible. La calidad de los espacios digitales vinculados a su sitio tiene en realidad más “peso” que la cantidad.

Ya que Yahoo es un sitio muy visitado en el ciberespacio, un enlace del mismo a su espacio digital tiene mucho más “peso” que un vínculo de una web más pequeña y menos visitada. Otros lugares destacados que pueden ayudar a generar una excelente popularidad son LookSmart, el Open Directory y About.com. Los sitios no competitivos y específicos de la industria (como javascript.com) también son excelentes recursos para el desarrollo de enlaces. Por ello, es apropiado darse de alta en buscadores y directorios gratis.

Obtener enlaces de otros sitios web no es suficiente para mantener una popularidad óptima. Los principales motores de búsqueda y directorios miden además la frecuencia con la que los usuarios finales hacen clic en los vínculos hacia su espacio digital y el tiempo que permanecen en la página (es decir, de aquí se puede suponer que están leyendo el contenido). También registran la periodicidad con la que los visitantes regresan. Así, todas estas medidas juntas constituyen la llamada popularidad de una web.

Los motores de búsqueda y los directorios, luego de producirse el proceso de alta e indexar, miden tanto la reputación de los enlaces (calidad y cantidad de vínculos) como de los clics para determinar el componente de popularidad general de un sitio web.