Aspectos a analizar antes de elegir un proveedor de alojamiento web

No todos los espacios de alojamiento web se construyen de la misma manera, ni cada uno de los proveedores que existen trabaja de igual forma. Cuando empiece a buscar el suyo recuerde que hay ciertos criterios que querrá tener en cuenta, a saber: espacio en disco, ancho de banda, velocidad de carga/descarga, seguridad y fiabilidad, servicio al cliente, referencias/testimonios y garantías. Incluso esto afecta el posicionamiento en buscadores. A continuación iremos a través de estos conceptos uno por uno.

Espacio en disco y ancho de banda

El espacio en disco es el área que su proveedor de alojamiento web le permite tener a usted para almacenar todos los archivos que componen su espacio digital (desde las galerías de imágenes hasta las bases de datos, pasando por los documentos HTML y ASP, etc.). Es algo que en definitiva debe considerar dentro de su marketing online.

El ancho de banda es la cantidad de datos que su proveedor de alojamiento web le permitirá transferir en un período determinado (generalmente un mes). Y considere que el espacio en el disco es lo que determina cuán rico y elaborado puede ser su sitio web, es algo valorado al hablar de estrategia de contenidos.

El ancho de banda es lo que fija la cantidad de tráfico que usted puede acomodar. Calcule este valor adecuadamente para obtener los mejores resultados; en otras palabras, no gaste más de lo que necesita, sino que obtenga más que suficiente para tener en cuenta la cantidad de visitas (y el crecimiento) que prevé en sus mejores escenarios, para que esté preparado una vez comience a dar frutos su posicionamiento en buscadores SEO.

Velocidades de carga/descarga

Cuando alguien visita su sitio web online, pregúntese ¿cuánto tiempo tardará la página en cargarse (page speed)? La respuesta a este interrogante por sí sola — y la consistencia con la que usted y su proveedor de alojamiento web la mantienen — puede ser el punto singular que contribuya a que se fortalezca o debilite su negocio, dado que ello incide en la experiencia del usuario. La gente tiene períodos de atención cortos, que se reduce aún más en el ciberespacio. Cuanto más tiempo los haga esperar, más probable es que se vayan y no vuelvan.

Aspectos proveedor de alojamiento web

Seguridad y fiabilidad

Los servidores y otros equipos que un proveedor de alojamiento web utiliza para ejecutar las rutinas de su sitio web se conservan en un edificio llamado centro de datos. Estas instalaciones deben ser lo más seguras posible para proteger sus dispositivos, ya que, todo su negocio está en juego. No desestime este factor al momento de definir su estrategia de marketing.

Esto significa vigilancia las 24 horas al día, 7 días a la semana, 365 días al año por parte de un personal bien entrenado y cámaras de seguridad en vivo. Y se deben tomar ciertas precauciones para mantener el equipo funcionando correctamente en caso de cualquier emergencia, entre ellas apagones, incendios y otros desastres naturales. De lo contrario, su inversión en diseño, publicidad y posicionamiento web, se verán inútiles.

Esta protección viene en forma de fuentes de energía de respaldo y suministros de combustible fiables para asegurar la energía ininterrumpida del lugar, tecnologías de detección de humo y fuego de última generación, mecanismos de alerta y supresión de polvo y controles ambientales redundantes (es decir, sistemas de aire acondicionado). Que ningún cibernauta que llegue directamente o a través de los resultados orgánicos o naturales de los motores de búsqueda, o por publicidad pagada, se quede sin la posibilidad de acceder a su espacio digital.

Servicio de atención al cliente

¿Estará disponible el acceso las 24 horas del día, 7 días a la semana, 365 días al año? ¿Es gratuito, o solo ciertos servicios? ¿O nada de esto está exento de pago? ¿Se puede hablar con un ser humano por teléfono sin desembolsar una cantidad extra? ¿En qué áreas opera?

Por ejemplo, es posible que no se pueda acceder a un número gratuito en Europa desde los EE.UU. ¿El proveedor de alojamiento web utiliza tickets de consulta de correo electrónico, chat en vivo o ambos? ¿Qué tan extensas son sus guías de usuario, tutoriales y documentos de ayuda? ¿Utilizan Flash y audio/vídeo o todas sus guías de ayuda están basadas en texto? Todo esto contribuye a que su espacio online se considere un enlace de calidad.

Testimonios

¿A quién le gusta este servicio? Un sitio de ventas inteligente incluirá testimonios de clientes en su propia página. Sin embargo, para averiguar a quién no le gusta un proveedor de alojamiento web, tendrá que hacer una investigación un poco más amplia en Internet. Haga una búsqueda en Google o en otro motor.

Sin embargo, tenga en cuenta que si busca quejas, probablemente las encontrará. Un proveedor de alojamiento web no es inmune al viejo dicho de que no se puede complacer a todas las personas todo el tiempo. Por lo tanto, tome las críticas negativas de los resultados de Google con un grano de sal y léalas con todo cuidado.

¿Pudo haber sido culpa del cliente, algo que no estaba en las manos del proveedor de alojamiento web? ¿Fue un malentendido de la política o la tecnología o alguna otra forma de mala comunicación? Con demasiada frecuencia, el único tipo de retroalimentación que recibe una empresa es negativa. Si un individuo se siente inspirado a hacer un comentario positivo, se le debe dar la debida importancia. Otra fuente que actualmente es oportuna para este tipo de información son las redes sociales, en donde se puede ver el tipo de respuestas que ofrece la empresa en cuestión a sus clientes.

Garantías

Así como usted necesita probar un automóvil nuevo antes de comprometerse a comprarlo, debe ser capaz de examinar a un proveedor de hospedaje web y sus servicios antes de empeñar la palabra para que su espacio digital quede en sus manos. Muy rara vez, aunque sucede en ocasiones, esto vendrá dado como una prueba gratuita. La mayoría de las empresas lo presentan en forma de garantía de devolución del dinero.

Un buen proveedor de alojamiento web también suele ofrecer algún tipo de garantía sobre el período de actividad, es decir, el porcentaje de tiempo que certifica que su sitio web estará en funcionamiento cuando los visitantes intenten accederlo. Las mejores van del 99,95% al 99,9999%. Mientras tenga uno que se encuentre en un valor alrededor del 99%, usted puede sentirse cómodo.

Una última garantía que verá a menudo es la relativa al Tiempo de Respuesta de Soporte Personalizado (aunque puede que no esté redactada de esa manera). Esta le indica que la empresa se ha comprometido a que un representante técnico del área de apoyo al usuario responda (ya sea por teléfono, chat en vivo o correo electrónico) a un “ticket de soporte” o “consulta por correo electrónico” que usted envíe. 24 horas es un valor aceptable, aunque a veces también verá 48 y 72 horas. Las garantías de respuesta en apenas 3 horas son raras y valiosas. Las agencias especializadas en SEO (Search Engine Optimization) pueden darle apoyo con esta elección.

Políticas de mejoras/reducción de los servicios

¿Son gratis? ¿Por cuánto tiempo (1 año, la vida)? ¿Qué pasa si descubre que ha elegido el plan equivocado para sus necesidades, que ha superado el existente o que ahora necesita uno de menor tamaño? No firme un contrato con ningún proveedor de alojamiento web que lo encierre en un programa en particular sin ofrecerle algún recurso en caso de que surjan estas situaciones.

No hay necesidad de verse obligado a pagar tarifas exorbitantes para salir de una opción y entrar en otra. Especialmente cuando un proveedor de alojamiento web decente le permitirá cambiar de planes cuando lo necesite y por cualquier razón.

Elegir un proveedor de alojamiento web

No descuide ningún aspecto que pueda afectar su trabajo de posicionamiento web en buscadores. Si desconoce mucho estos temas, siempre puede acudir a los expertos y no correr ningún riesgo al respecto.